Deportes en Queretaro  Los Reales de Kansas City son campeones de la Serie Mundial
Menu
Facebook
Twitter
Instagram
Google
Pinterest
Contacto
USUARIO PASSWORD

image
Los Reales de Kansas City son campeones de la Serie Mundial

Los Reales vinieron de atrás para llevarse el quinto duelo del Clásico de Otoño ante Mets y coronarse en la casa de los neoyorquinos.

vanguardia.com.mx , 2015-11-02 09:30:49

Los Reales de Kansas City, después de 30 años (1985), se convirtieron en los Campeones de la MLB al vencer 7-2 en el quinto duelo de la Serie Mundial a los Mets de Nueva York.

Los neoyorquinos estuvieron muy cerca de mandar las acciones de regreso a Kansas City y alargar la serie a seis juegos, sin embargo, una gran labor de Matt Harvey se vino abajo en la novena entrada, cuando permitió una carrera y le dejó herencia a Familia, quien no pudo sacar el out antes de verse empatados; después de que Reales empatara los cartones, en el doceavo inning logró un rally de 5 carreras que sentenció la historia.

Edinson Volquez regresó al centro del diamante para su segunda apertura de la Serie Mundial, buscando su segundo triunfo de este ‘Clásico de Otoño’ el cual significaría el campeonato para los Reales y, más especial aún, una dedicatoria para su padre, quien murió justo el día que el serpentinero dominicano abrió las acciones de este enfrentamiento por la corona de la MLB.

Sin embargo, con los Mets con la mentalidad de vencer o morir, no fue nada sencillo y el combate arrancó con la apertura de la pizarra en favor de los neoyorquinos cuando Granderson recibió a Volquez con un tablazo de cuatro esquinas, el cual se perdió en el jardín derecho para el 1-0. Luego el dominicano abanicó a dos rivales y logró cerrar el episodio.

Matt Harvey, por su parte, concluyó el primer tercio del encuentro logrando colgar ceros sin pasar mayores problemas; fue el mismo Volquez el que le pegó su segundo sencillo del encuentro, sin embargo, en la siguiente jugada el abridor de los Mets consiguió junto a la defensiva un doble play que apagó el ataque de los Reales.

Así siguió por espacio de tres episodios más, con sólo tres hits, un pasaporte y nueve “chocolates” hasta ese momento.

Volquez por su parte, luego de ese primer imparable que abrió la pizarra, recuperó el control y comenzó a despachar rivales, dando pie a un verdadero duelo de pitcheo frente a Harvey hasta la parte baja de ese sexto rollo, cuando dio su segundo hit y dio par de bases por bola, con lo que la casa se le llenó de Mests sin out y, aunque logró abanicar a un rival, con elevado de sacrificio Duda mandó a Granderson a la registradora para anotar su segunda carrera de la noche y colocarse 2-0 en la pizarra. Luego cayó el tercer out con tiro a primera base.

Mientras Kelvin Herrera salió al relevo por Volquez en el séptimo y octavo, logrando colgar par de ceros, el pitcher derecho de los Mets continuó con sus lanzamientos desde el centro del diamante con una “joyita” en su labor hasta que el drama llegó en el noveno episodio y todo se vino abajo, pues le dió una base por bola a Caín, quien después se robó la segunda base y rompió el cero en el marcador para Kansas City cuando Hosmer bateó un doble a lo profundo del jardín izquierdo, poniendo las cosas 2-1 aún en favor de Nueva York.

Matt salió del encuentro (con 8 completas) totalizando 5 hits, par de bases por bola y 9 poches, pero la segunda carrera en su cuenta llegó al heredarle corredor a Familia, quien salió a tratar de sentenciar el partido, pero una vez más no pudo (falló en tres rescates, imponiendo un récord negativo en Serie Mundial). Con Hosmer en tercera, y sólo un out, Pérez sacó un rodado a tercera, de donde salió el tiro a la inicial para que el primera base de Reales saliera a toda velocidad al home plate, a donde un mal tiro no pudo evitar la carrera del empate (2-2).

Tras el empate agónico llegaron los extrainnings, donde en el doceavo episodio vino la fiesta para los Reales de Kansas City, quienes se enfilaron rumbo a la corona.

Ya sobre la serpentina de Reed, Christian Colón, como emergente, impulsó la de la ventaja (3-2) en los spikes de Dyson, quien corrió por Pérez; Más tarde escobar lo llevó a la registradora para el 4-3. Pero el ataque no acabaría ahí, pues, con casa llena, Caín bateó un doblete por el izquierdo central con el que llegó el racimo de carreras de Orlando, Escobar y Zobrist para un 7-2 que sentenció el encuentro y las aspiraciones de los Mets, quienes aún tenían un turno al bat, pero la moral por los suelos.

Escrito por: Queretaro.com.mx
Facebook: directorioqueretaro.com.mx
Twitter: @queretarocommx

Todas las opiniones expresadas en éste espacio pertenecen exclusivamente a su autor y queretaro.com.mx no asume responsabilidad de las mismas.